Un Servicio de Apoyo a las familias, cubre las necesidades de las familias de personas con discapacidad intelectual, facilitando los apoyos necesarios para mejorar su calidad de vida y el bienestar de cada uno de sus miembros